Saltar al contenido

Faja postparto: ¿cuándo es aconsejable utilizarla?

Rate this post

Uno de los accesorios más utilizados para perder peso después del embarazo, es la faja postparto. El hecho de que su uso esté tan extendido no impide que nos hagamos la siguiente pregunta: ¿es aconsejable utilizarla?

 

Durante la gestación, el tamaño del útero aumenta considerablemente, estirando los músculos abdominales, los tejidos y la piel. Cuando llega el gran día, es decir, cuando nace el bebé, el útero vuelve a su tamaño original. Sin embargo, el abdomen y los músculos permanecen tensos y no se encogen tan rápido como la madre desearía.

Su vida continúa con su hijo recién nacido, y esto supera con creces los cambios físicos. Sin embargo, algunas mujeres quieren tenerlo todo. A parte de haber tenido el bebe mas hermoso del mundo también quieren recuperar la figura que tenían antes del embarazo. Por eso hoy en día, muchas usan faja postnatal.

Muchas mamas prueban diferentes métodos de pérdida de peso como dietas, suplementos para quemar grasa y actividad física. Estas son sólo algunas de las posibles opciones disponibles para las nuevas madres que desean recuperar su forma.

La ansiedad de querer una bella silueta aumenta con el paso del tiempo. Y esto lleva a algunas mujeres a creer que una manera rápida de conseguirlo es usar una faja post parto. A continuación, veremos hasta qué punto esta afirmación es cierta.

¿Qué es la faja postparto?

Faja con velcro

Es una banda abdominal diseñada para dar forma al cuerpo después del parto. Existen diferentes modelos, colores y materiales.

Si lo que se quiere es mejorar el aspecto de la cintura, entonces la más adecuada es la faja de tubo. Ese tipo de culotte largo o corto ayuda a dar forma a los muslos, los glúteos y el abdomen.

En cuanto al material con el que se fabrican, se pueden encontrar en algodón o microfibra. También se encuentran rellenas de esponja. Estas últimas son las más adecuadas para prevenir la irritación de la piel. Muchas son ajustables porque están equipadas con ganchos.

Las fajas postparto más flexibles son las de microfibra.

A la hora de elegir el material, es aconsejable preferir uno que evite la sudoración excesiva.

¿Cuándo debo usar la faja postnatal?

No debe utilizarse inmediatamente después del parto.

Si el parto a sido natural se recomienda esperar unos días. Antes del final del llamado puerperio, los músculos y el abdomen se encuentran en una posición más anatómica. Es a partir de ese momento cuando se recomienda el uso de la faja.

La faja postnatal fortalece la región lumbar y mejora la apariencia física de la nueva madre, ayudando a que se sienta mucho mejor por fuera y, en consecuencia, también por dentro.

Las fajas tubulares postnatales son las más recomendadas para las mujeres que han tenido un parto vaginal. De hecho, no oprimen la cadera y te permiten estar más cómoda cuando estás sentada. Si, por otro lado, a usted le han tenido que hacer una cesárea, las opiniones sobre el uso de las bandas postparto son discordantes.

Algunos especialistas creen que es útil usarlas porque promueven la curación y ayudan a reducir la inflamación. Otros, por otro lado, prohíben su uso hasta que la herida esté bien curada.

Hay que tener en cuenta que la utilización de bandas postnatales no es la única opción para recuperar la línea. La actividad física y una buena alimentación ayudarán a conseguir el resultado deseado en un periodo de tiempo razonable.

Faja con tirantes

“Las fajas postparto están diseñadas para moldear el cuerpo después del parto. Hay diferentes modelos, colores y materiales.”

 

Ventajas de su uso en el período postnatal.

 

  • Corrige y mantiene la postura al caminar o sentarse.
  • Favorece la recuperación de los músculos y órganos de forma rápida y natural.
  • Ayuda a mostrar una buena figura.
  • Al elegir un buen material se sentirá cómoda al contacto con la piel.
  • Disminuye la sensación de ausencia del abdomen.
  • Alivia el dolor.

Hay muchas ventajas en el cuidado postnatal.

Faja de cuerpo entero

 

Desventajas de su uso en período postnatal.

 

El uso prolongado impide que los músculos trabajen por sí solos y ayuda a debilitarlos.

Puede causar reacciones alérgicas y retrasar el proceso de curación.

Las fajas no hacen milagros. Todo depende de cómo era el cuerpo de la madre antes de quedar embarazada. Del mismo modo, la nutrición y la frecuencia e intensidad de la actividad física también desempeñarán un papel importante.

Faja reductora completa

Consejos para el uso de la faja postparto.

Es aconsejable consultar a un médico antes de usar una faja postparto. El médico le explicará cuál es la mejor para usted.

Una vez obtenida la aprobación del médico, es aconsejable comenzar a utilizar el vendaje durante un corto período de tiempo al día, aumentando gradualmente. Dependiendo de su fisonomía, su médico le aconsejará sobre el tiempo y la frecuencia de uso. A veces es mejor tomar un descanso en el uso.

El tamaño perfecto para elegir la talla se lo indican las caderas. No es aconsejable utilizar fajas postparto muy pequeñas: son incómodas y no se sentirá bien.

El ejercicio físico es siempre una gran ayuda para fortalecer los músculos y el perineo. Y lo mismo ocurre con una buena dieta, baja en grasas y rica en vitaminas y proteínas.